.
El nuevo intercambiador de Aluche se ha inaugurado entre la satisfación de muchos y la decepción de otros. El caso es que el recién nuevo intercambiador no se parece en absoluto al resto de grandes intercambiadores de Madrid.

Lo que más diferencia al intercambiador de Aluche de el resto de intercambiadores es sobre todo que este no es subterráneo sino a pie de calle.

El nuevo intercambiador de Aluche. Y los vecinos cabreados
Las obras del intercambiador de Aluche ya se estaban retrasando, y ahora después ver como a quedado, algunos vecinos de Aluche sienten que se han reído de ellos con esta obra.

Lo cierto es que el nuevo intercambiador utiliza una novedosa técnica de ingeniería civil que consiste en utilizar un "cajón Hincado" que permite construir la estructura fuera de su emplazamiento para después colocarla en él. Para conseguirlo se ha construido un un gran "cajón" de acero y hormigón de 6000 toneladas que después , en el mismo momento que se iban quitando las tierras, se fue empujando un metro y medio al día por las noches, hasta meterlo en su sitio bajo las vías de metro.

En las obras de ampliación se pasa de tener 4 dársenas a 13, y tres nuevas zonas de espera. Además se ha arreglado un trozo de anillo verde ciclista que estaba deteriorado.
En las obras de la Plaza de Aluche y el intercambiador se han gastado en total 5,6 millones de euros.

El nuevo intercambiador de Aluche. Y los vecinos cabreados

En definitiva , 5,6 millones de euros y muchos vecinos de la zona que siguen pensando que son ciudadanos de segunda mientras esperan el autobús con frió, viento, calor, lluvia o nieve.
.